El pasado lunes, la Fiscalía General de la Nación, la División Mayor del Fútbol Colombiano (Dimayor) y la Asociación Colombiana de Futbolistas Profesionales (Acolfutpro) firmaron un convenio para blindar al fútbol profesional colombiano de fraudes. Este acuerdo, que busca evitar la acción de apostadores ilegales y la alteración de resultados en los partidos de las categorías profesionales, también crea la Oficina de Integridad del Fútbol Colombiano, Juegos y Apuestas que recibirá las denuncias e investigará los casos de arreglo de partidos y corrupción.

Lea también: El escándalo de Fifa: fraude y lavado de activos en el fútbol

Esta oficina hará parte de la estructura organizacional de la Dimayor y Acolfutpro y funcionará las 24 horas del día en permanente coordinación con un delegado de la Fiscalía para que las denuncias sean recibidas y se adopten las medidas de protección pertinentes en cada uno de los casos de forma inmediata.

Otros objetivos contemplados en el convenio

  • Capacitar a la policía judicial que se encargará de la investigación y persecución del fraude deportivo en relación con la manipulación deportiva, el crimen organizado y las formas de evitar de la corrupción.
  • Orientar a los coordinadores de seguridad de partidos de fútbol y oficiales de integridad de los clubes en prevención del racismo, la xenofobia, la intolerancia, la homofobia y la violencia en el ámbito del fútbol profesional.

 

Lea también: Corrupción en el fútbol colombiano

El acuerdo fue firmado en las instalaciones de la fiscalía por el Fiscal General de la Nación, Néstor Humberto Martínez Neira, el presidente de la Dimayor, Jorge Fernando Perdomo, y el vocero de Acolfutpro, Luis Alberto García.

Lea también: Lavado deportivo