Claudia Gutiérrez, directora del Centro de Servicios de la Asociación de Cooperativas de Colombia (Ascoop), explicó en entrevista con infolaft las razones por las cuales su gremio le propuso a la Superintendencia de Economía Solidaria que las cooperativas que no ejercen actividad financiera comiencen a entregar sus reportes a la Uiaf en enero de 2015.

 

Parece haber un consenso entre los gremios cooperativos más importantes de Colombia en torno a la necesidad de que la Superintendencia de Economía Solidaria amplíe el plazo para que las cooperativas que no ejercen actividad financiera, entre las que se encuentran los fondos de empleados, asociaciones mutuales, cooperativas de aporte y crédito, multiactivas e integrales sin sección de ahorro y crédito, y administraciones públicas cooperativas, puedan adoptar las instrucciones de prevención de lavado de activos y financiación del terrorismo consignadas en la Circular 6 de 2014.

En la edición 63 de infolaft Darío Castillo, presidente de la Confederación de Cooperativas de Colombia (Confecoop), contó que el gremio a su cargo solicitó ‘‘(…) la implementación de un régimen de transición con el fin de que los grupos de entidades tuvieran la oportunidad de evaluar las características de su empresa con el objeto de hacer las adecuaciones necesarias para cumplir con sus nuevas obligaciones’’.

Además, en la entrevista a continuación, Ascoop fijó su posición respecto a que sería adecuado contar con unos meses más para que las cooperativas que no ejercen actividad financiera (las cuales son de un tamaño muy reducido) puedan hacer los ajustes internos con el objeto de cumplir cabalmente con la norma.

 

Infolaft:

¿Ascoop hizo algún tipo de comentario cuando la Superintendencia de Economía Solidaria publicó el proyecto de Circular que posteriormente se convirtió en la Circular 6 de 2014?

Claudia Gutiérrez:

Ascoop, en conjunto con Confecoop y posterior a la emisión de la Circular, se ha reunido en varias ocasiones con la superintendente Olga Lucía Londoño para hablar de varios temas sobre la Circular porque la verdad no solamente para Ascoop, sino para otras entidades del sector solidario como Analfe, el tema ha traído una gran cantidad de dudas e inquietudes.

Las inquietudes básicamente giran en torno a dos puntos: uno es acerca de la inmediatez del cumplimiento de la norma frente a los reportes que hay que presentar con corte a septiembre, donde en la misma Circular hay alguna ambigüedad, por ejemplo, en cuanto al tema de los tres grados de supervisión. Me explico: en la misma Circular se especifica que las entidades del grado tres no están obligadas y que en estos casos será el representante legal el que está llamado a ser el empleado de cumplimiento, pero más adelante se habla de que las del grado tres deben cumplir con unos temas y no con otros. En este sentido, a las entidades no les han quedado claros varios elementos.

En segunda instancia hay que decir que las entidades de grado tres de supervisión configuran en este momento el 96% o 98% de las entidades del sector solidario, incluyendo fondos de empleados, y dichas entidades tienen dos o tres funcionarios, razón por la cual llevar todo un proceso de esta envergadura es difícil.

En síntesis, la primera inquietud radica en las ambigüedades de la norma que hacen necesaria una ampliación de la información, y en segundo lugar las entidades de grado tres no cuentan en este momento con el presupuesto ni con la robustez para implementar todo el sistema.

 

Infolaft:

¿Ese 96%, configurado por entidades del grado tres y fondos de empleados, corresponde a las entidades afiliadas a Ascoop o del sector solidario en Colombia?

CG:

Del sector solidario en general y esa cifra es con corte a junio de 2014. Nosotros hemos estado en conversaciones con la Unidad de Información y Análisis Financiero (Uiaf); esa ha sido una de las acciones que ha emprendido Ascoop, porque ellos son quienes tienen más claro el tema de prevención LA/FT.

 

Infolaft:

Y antes de que se publicara el proyecto de circular, ¿se había hecho algún tipo de socialización o acercamiento con ustedes?

CG:

No, porque digamos que hay un proceso que se sigue con la Superintendencia de Economía Solidaria, y ellos lo hacen siempre, y es que cuando van a emitir una Circular o una norma siempre nos hacen el acercamiento al texto preliminar para comentarios, posteriormente planteamos nuestras observaciones y ellos ya definen cómo sale la norma. Pero digamos que cuando se miró este tema no teníamos el contexto actual y además pensamos que el tema iba a salir mucho más claro de lo que ahora está, pero desafortunadamente salió con muchas ambigüedades sobre las cuales en su momento se hicieron comentarios.

 

Sede Ascoop. Foto por infolaft

 

De todas maneras nosotros reconocemos desde Ascoop que este es un proceso que se debe hacer porque definitivamente al sector solidario, hablando de toda la actividad financiera, debemos blindarlo frente a personas que quieran manejar de mala forma el concepto de cooperativa y el nombre de las entidades del sector. Nosotros apoyamos totalmente el proceso, pero igual es un proceso de empalme.

Aquí hay que decir que la Superintendencia está dando mucho apoyo con las mesas de trabajo que se están implementando para el tema de Siplaft y, al igual que la Uiaf, nos ha permitido visitarlos para empezar a transmitir inquietudes de las entidades asociadas a Ascoop frente al tema.

 

Infolaft:

Concretamente, ¿cuál es la propuesta que llevan Ascoop, Confecoop y Analfe a la Supersolidaria?, ¿una prórroga?, ¿derogar esta Circular y aplazar su entrada en vigencia?

CG:

No. Definitivamente el proceso hay que iniciarlo. Por el contrario, sí debemos preparar mejor a las entidades con una reglamentación más clara que nos permita, para los meses de enero o febrero, poder darle un cumplimiento pleno a la norma. Esa sería la invitación de Ascoop: prorrogar para que su entrada en vigencia se haga en enero.

 

Infolaft:

¿Para que desde enero se hagan los reportes?

CG:

Sí, exacto. Nosotros proponemos reportar en enero la información que se genere en los dos últimos trimestres de 2014 (julio-septiembre y octubre-diciembre) para que las entidades puedan organizarse mejor en lo que queda del año, ya que el sector está en este momento implementando todo el tema de las Normas Internacionales de Información Financiera (Niif) y sus procesos son muy complejos. Pero si la norma sigue como está, igual estamos apoyando los procesos.

 

Infolaft:

¿Qué respuesta han tenido por parte de la Superintendencia?, ¿se está estudiando el tema?

CG:

Sencillamente se ha propuesto en las mesas de trabajo que seamos más claros y ellos, por supuesto, están en todo el tema de estudio. Esperamos que entre las prioridades que ellos puedan tener nos den la oportunidad de poderlo manejar de esa forma.

 

Infolaft:

¿Qué acciones ha implementado el gremio para apoyar y acompañar a sus afiliadas en el cumplimiento de esta norma?

CG:

Ascoop viene trabajando en procesos de asistencia técnica y de acompañamiento en este tema desde que salió la Circular Básica Jurídica, es decir, desde 2008, cuando las 180 cooperativas de ahorro y crédito y de carácter financiero a nivel nacional pudieron entrar en el tema de Siplaft, y otras en Sarlaft por su carácter financiero.

En primera instancia Ascoop emprendió un proceso de diplomados para la capacitación de los empleados de cumplimiento y se han realizado entre 12 y 15 diplomados desde esa fecha. Inicialmente esto se logró con un patrocinio de Woccu, que es un organismo mundial de carácter cooperativo, en convenio con la Universidad Javeriana.

Adicionalmente, Ascoop viene manejando procesos de educación, formación y asistencia técnica en los temas de riesgo, porque, como bien lo sabemos, las entidades deben ver el sistema de lavado de activos con un enfoque preventivo y no como un sistema de reportes, ya que este riesgo a futuro se puede presentar por otro tipo de operaciones que no correspondan con el objeto social de las entidades.

Por otra parte, Ascoop viene realizando encuentros anuales de riesgo o cursos complementarios en materia de prevención LA/FT. Desde hace tres o cuatro años se viene haciendo el encuentro de oficiales de cumplimiento (el de este año tuvo lugar en febrero) y el pasado mes de junio realizamos nuestro primer encuentro de riesgo con distintas autoridades.