La autoridad anticorrupción de China publicó una guía para que todas las empresas de propiedad estatal prevengan el riesgo de corrupción en su actividad transnacional de acuerdo con los objetivos establecidos por la Comisión Central de Inspección de Disciplina del Partido Comunista.

“Los grupos de inspección de disciplina en toda empresa estatal deben acoger los más altos estándares de la disciplina que aplica el Partido Comunista y deben entender profundamente los riesgos que encarna la actividad económica entre países”, señaló el Partido Comunista en un comunicado en su página.

El objetivo de esta guía es “asegurar la seguridad de los activos de China, hacer que las empresas estatales sean fuertes y competitivas”.

La versión en inglés de la guía aún no se encuentra disponible.