Infolaft consultó a Catherine McGrail, directora de Mercadeo de Foodman P.A., una firma especializada en Fatca, para conocer cuáles son los principales retos que trae su cumplimiento y qué ajustes normativos se pueden dar en los próximos meses.

 

Infolaft:

¿Actualmente cuál es el principal reto para las entidades que deben cumplir con Fatca?

Cathy McGrail:

Actualmente los clientes de Foodman están enfrentados principalmente a dos retos: el primero afecta a las instituciones financieras participantes en Fatca en países en donde no se ha celebrado un acuerdo intergubernamental (IGA) con los Estados Unidos. La fecha de entrega del primer reporte Fatca era el 31 de marzo de 2015 para la actividad del 2014.

Para poder entregar este reporte cada institución financiera tiene que entender bien la información que tienen que reportar (según el formulario 8966 con sus 12 páginas de instrucciones), convertir este archivo en un formato de XML (de acuerdo con la publicación 5124 – Manual de Usuario para el formato XML de 31 páginas de instrucciones) e inscribirse en el ‘International data exchange services’ que es el canal de transmisión elegido por el IRS.

La buena noticia es que el IRS le ha otorgado a todos los participantes directos una extensión automática de 90 días para la entrega de este primer reporte del 2014.

El segundo reto afecta a las instituciones financieras que están en países que han acordado un IGA ‘‘en sustancia’’, es decir, un acuerdo que está pendiente de firmar y que aún no se ha publicado. El problema aquí es que las autoridades locales no pueden publicar las instrucciones, los detalles de intermediación y las fechas de entrega de los reportes mientras que no se firmen los IGA.

 

Infolaft:

¿Se prevén nuevos documentos por parte del IRS o ajustes en el cumplimiento de Fatca?

CM:

Mientras que no se prevén nuevos cambios sustanciales en la regulación, casi diariamente sale un noticiero o una alerta del IRS que añade detalles o aclara inconsistencias en la regulación y los oficiales responsables de Fatca de cada institución financiera se tienen que mantener al corriente de todos estos cambios.

 

Infolaft:

Con base en la experiencia recogida en su empresa, ¿qué tan preparadas están las entidades para cumplir con Fatca?

CM:

En la experiencia de Foodman, el nivel de la preparación de las instituciones financieras en nuestra región varía mucho dependiendo en el tamaño de la institución y en los recursos que se le han asignado al proyecto. Las instituciones grandes e internacionales suelen estar más preparadas, mientras que las más pequeñas, aunque se pudieron inscribir en el portal del IRS y obtuvieron su Giin (número de intermediario global de participantes de Fatca), aún tienen un buen camino por delante para entender bien e implementar todos los requerimientos de la regulación.

 

Infolaft:

¿Cuáles han sido las principales dificultades que han enfrentado las entidades para dar cumplimiento a Fatca?

CM:

La dificultad principal que han enfrentado las entidades ha estado relacionada con la implementación y la documentación de los nuevos procesos de diligencia Fatca. No solo se le tienen que hacer preguntas adicionales a los clientes sino que también se les tiene que pedir documentación adicional de ‘auto-certificación Fatca’.

Esto añade complejidad a unos procesos que ya han sido extendidos sustancialmente en nuestros esfuerzos para combatir el lavado de dinero y el financiamiento del terrorismo. Ha sido muy difícil de convencer a los clientes y a las áreas comerciales de nuestras instituciones que estos cambios requeridos por la ley Fatca estadounidense son necesarios y representan solo el principio de un movimiento global hacia la transparencia fiscal.

 

Infolaft:

¿Qué desarrollo importante pueden tener los reglamentos de Fatca en los próximos meses?

CM:

El desarrollo más importante previsto en los próximos meses es la firma y publicación de los 50 IGA que siguen pendientes de formalización. Esto le permitirá a las autoridades locales detallar sus procesos locales y su intermediación entre las instituciones financieras y el IRS. En nuestra región seguimos esperando esta formalización en más de 10 países incluyendo a Colombia, Panamá, Perú y La Republica Dominicana.