Según informó El Tiempo, Ilich Antonio Jaimes Quitian, uno de los hombres capturados en Bogotá por llevar en un carro de alta gama 800 millones de pesos en efectivo, la semana pasada, ya había sido condenado en el 2006 por lavado de activos.

Junto con Jaimes fue capturado Jairo Roberto Figueroa Guerra. La Fiscalía les imputó cargos a Jaimes y Figueroa por lavado de activos cuando no dieron ninguna respuesta  ante la pregunta de la policía sobre la procedencia y el destino de los $ 800 millones,.

El ente acusador pidió que fueran enviados a prisión al considerar que eran un peligro para la sociedad y por la gravedad de los hechos. Sin embargo, el juez solo dictó medida de aseguramiento en centro carcelario contra Figueroa. La Fiscalía apeló la decisión de dejar en libertad a Jaimes Quitian y argumentó que su comportamiento evidenciaba la continuidad de la actividad delictiva.

Vea también: La realidad penal del lavado de activos en Colombia

Antecedentes

En agosto del 2006, Jaimes Quitian fue condenado como coautor del delito de lavado de activos a tres años y seis meses de prisión y a pagar una multa de 6.000 salarios mínimos. Pero, como la pena era menor a los cuatro años, quedó en libertad en diciembre de ese año.

Según El Tiempo, Quitian formaba parte de una organización criminal dedicada al “ingreso de divisas ilegales al país, utilizando para ello maletas de doble fondo y burlando así los controles de seguridad de los aeropuertos”.

“Algunos participaban en la organización no solo como correos humanos, sino que además eran los encargadas de conseguir personas que viajaran e ingresaran el dinero”, dice la sentencia. La investigación fue adelantada en su momento por la Fiscalía y la policía judicial del Grupo de Investigaciones Financieras de la Dirección de Policía Antinarcóticos.

La red, afirmaron los investigadores, llevaba operando desde el 2003, y cada persona tenía una función. Algunos se encargaban de encontrar a quienes ingresarían el dinero y otros, de los contactos en los aeropuertos. Jaimes Quitian junto con tres personas más aceptaron los cargos y se acogieron a sentencia anticipada.